domingo, octubre 20, 2002

Los Excesos de la Desesperación

Es indiscutible que el atentado ocurrido el 11 de Septiembre ha cambiado el modo de vida de los habitantes del planeta Tierra. Desde ese momento, miles de nuevas medidas han sido implementadas en todos los países, especialmente en aquellos bajo la influencia de los Estados Unidos.

Unas de las áreas mayores afectadas, por tan diabólico suceso, son las areas portuarias y en especial los aeropuertos. Extremas medidas de seguridad han sido implementadas por los Estados Unidos en todos los aeropuertos del mundo que ofrecen vuelos hacia dicho país. Como terrestre, entiendo la necesidad de tales medidas y estoy dispuesto a apoyarlas. Como ciudadano común estoy dispuesto a soportarlas y a aplaudirlas.

Sin embargo, hay medidas que; como gobierno independiente y soberano; no nos permiten aceptarlas sin que antes afecten nuestro orgullo como nación que promulga la democracia como sistema basado en las libertades de los pueblos y sus ciudadanos.

Nos referimos a las medidas establecidas el 25 de Septiembre que obligan a los diplomáticos, funcionarios, autoridades eclesiásticas, legislativas y empresarios, incluyendo a los ex presidentes de los diferentes países acreditados en los Estados Unidos, incluyendo República Dominicana, a someterse a chequeos de seguridad.

Según esa risible medida de seguridad todos los antes mencionados tendran, en lo adelante, que hacer filas en los mostradores de las líneas aéreas para ser chequeados.

Imagínese la deshonra, el ultraje, el deshonor, el insulto, la descortesía, la alevosía, la ofensa, el desaire, el ultraje y la humillación del pueblo dominicano al ver a uno de sus grandes pilares (Juan Bosch, Joaquín Balaguer, etc.) tratado de esa manera, en su propio país, por ordenes de gobernantes extranjeros que han llegado al extremo de usar los excesos de la desesperación.

Felipe Lora
EL Loro Dominicano
20 de octubre del 2002

No hay comentarios: