sábado, agosto 25, 2007

La Deuda Otra Vez


Escribir defendiendo los bienes del pueblo se esta convirtiendo en una actividad muy simples. Solo basta con cambiar los nombres de los actores principales o una o dos de las siglas del partido en el poder para actualizar uno de esos viejos artículos que se escribiera denunciando la corrupción, la ineptitud y el tráfico de influencia de los funcionarios del Estado.

Dicha simpleza dio origen a la siguiente décima. (Nota: Ver muestra al final)

La Deuda Otra Vez

Hipólito endeudó
El país hasta el cuello,
Lo que fue gran atropello
Según Leonel declaró.
“Con la economía acabó”,
Declaró más de una vez
Y acusó al PRD,
Al igual que a su Congreso,
De auspiciar el retroceso
Y de pensar con los pies.

Más de tres años han pasado
Nos gobierna el PLD
Y como en la última vez,
El congreso esta inclinado.
Sólo los nombres han cambiado;
Se oyen las mismas quejas:
No hay corruptos tras las rejas
De ninguno de los bandos
Y nos siguen endeudando
Más allá de las orejas.

Con denuncias y con quejas
Volveremos a votar
Por el que nos va endeudar
Por encima e’ las orejas.
Le servirán en bandejas
De plata al “Elegido”
Pues la deuda habrá subido
Por encima e’ la nariz
Y nosotros en el país
Con deuda y en el olvido.


Felipe Lora
25 de Agosto de 2007



He aquí una muestra: (un extracto de lo que escribí el25 de noviembre 2002)

El pueblo ha mandado un mensaje claro al Presidente:
No más Bonos Soberanos, no más abultamiento de la nómina del estado, no más incremento en la deuda externa o la deuda interna.

Fuera a los apagones, al alza de los precios de primera necesidad y al analfabetismo.

No más crímenes, defalco de los dineros de estado, calles destartaladas, policías atracando. No más drogas.

Queremos verle el fin al lavado de dinero, al desempleo, a los dólares a 33 pesos, a la incertidumbre, a los problemas con los haitianos, a la delincuencia juvenil y la violencia doméstica.

No más funcionarios ineptos, ni jueces que vendan sentencias.
Desde ahora esperamos que se acabe el tráfico de influencia y que la “Guardia” sólo lea como se debe.

Si logramos la mitad de estas exigencias ¡que orgulloso sería ser dominicano!

No hay comentarios: